The Walking Dead

heroes0

Si se trata de héroes….


Kevin Spacey: En 1990 David Lean, director de Lawrence de Arabia, dedicó su discurso de agradecimiento a un premio que le dio Hollywood a advertir a los productores de que cuidaran de los talentos emergentes porque de lo contrario la televisión se los llevaría todos y el negocio del cine caería en picado. Nadie le escuchó. Ocho años más tarde HBO estrenaba Los Soprano, cambiando para siempre la historia de la pequeña pantalla. Al mismo tiempo los estudios dieron un giro hacia las superproducciones de acción, con mucho superhéroe, así que los profesionales con ganas de contar historias de personajes buscaron espacio en el sitio más fértil para ello.

Entrevista de Bárbara Celis publicada en la sección de cultura de elpais.com el 14 de febrero de 2014.

A pesar de que las palabras de Spacey son acertadas, y ahí está un buen puñado de series que lo demuestran, al actor que encarna a Frank Underwood en House Of Cards, y que aprovecha la mínima ocasión para hablar de las bondades de Netflix, le faltó reconocer en su entrevista de promoción de la serie que protagoniza que los superhéroes también han saltado a la pequeña pantalla, y en las próximas temporadas nos encontraremos con unas cuantos ejemplos que lo certifican. Sin estar satisfechas con poblar las carteleras de cine de medio mundo, con superproducciones que revisitan historias ya vistas, uniendo a los personajes principales en un único film o simplemente trasladándolos por primera vez a una película, las grandes editoriales de cómics de Estados Unidos han llegado en los últimos meses a acuerdos con varias cadenas para acercar sus productos al mercado televisivo. Y la empresa a la que más entusiasma la idea es Netflix, que en un acuerdo sin precedentes anunció hace unos meses que había llegado un acuerdo de creación de contenido en el que Daredevil, Jessica Jones, Iron Fist y Like Cage contarán con su propia serie en la plataforma, que posteriormente derivarán en una miniserie conjunta. En el anuncio del acuerdo Ted Sarandos, director de contenidos de Netflix, dijo que “a partir de House Of Cards y el resto de nuestras series originales, impulsamos un nuevo enfoque narrativo y de distribución mundial”. Muero por saber qué opina Spacey de todo esto.

mckenzie

Pero Netflix no es la única que quiere si le funcionan las adaptaciones de historias gráficas y FOX, ABC, CW y NBC también estrenarán próximamente producciones basadas en personajes de cómics. La primera de ellas ha anunciado recientemente que el protagonista de Gotham será Ben McKenzie. La serie ambientada en el universo de Batman seguirá los pasos de James Gordon, antes de convertirse en el Comisario del Departamento de Policía de Gotham y mano derecha del superhéroe de la capa negra. Por su parte, la cadena del abecedario y la joven CW van a aprovechar el éxito de dos de sus últimas producciones, Agents of S.H.I.E.L.D y Arrow, para atreverse con otros proyectos similares, y mientras de la primera sólo ha trascendido que se encuentra desarrollando una serie con Marvel, la segunda ha confirmado que prepara la adaptación de Hourman, un científico visionario, y el piloto de Flash, nacido a partir de la historia del héroe del arco y la flecha. Para terminar, NBC se encuentra preparando Constantine, en las que se trasladarán a la televisión las aventuras del mago británico.

Pero la cadena del pavo real no debe sentirse completamente satisfecha con la cuota prevista de adpataciones de cómics y el viernes anunció que recuperará de entre sus series la creación de Tim Kring Héroes, un éxito cuando fue estrenada, en 2006, pero que perdió fuerza conforme avanzaron las temporadas. La cadena únicamente ha explicado que la serie volverá en 2015 en formato de trece episodios manteniendo la misma premisa, personas anónimas que descubren que tienen superpoderes, con nuevos personajes aunque no cierran la puerta al regreso de algunos de los que formaron parte de la creación original. Más allá de que la cadena no recupera precisamente una serie que se despidió por todo lo alto, y que devolver a la pantalla un producto ya finalizado es una empresa difícil y poco gratificante, la apuesta de la NBC se adivina como un movimiento desesperado por atraer a las audiencias. Son muchos los que, por lo menos, estarán ahí para ver como son los primeros pasos del experimento, algo que vendrá debidamente precedido por infinidad de noticias sobre quienes serán los elegidos para particiar en el proyecto, por mucho que desde la cadena se ha anunciado que, hasta su estreno, la serie avanzará envuelta en el más absoluto de los secretos.

Así que, irremediablemente, en la temporada 2014-2015 y siguiente, encontraremos en la parrilla estadounidense más de una serie inspirada en los héroes de las novelas gráficas, que incluso podrían coincidir en el tiempo y propocionar a los amantes del género más de una adaptación por semana. Si bien es cierto que la factura final puede ser muy distinta, como sucede con ArrowThe Walking Dead, y estar destinada a diferentes tipos de público, considero excesivo el afán de las cadenas por solucionar la falta de ideas y la presión del siempre exigente mercado televisivo con unas cuantas adaptaciones de cómics. A pesar de que las series protagonizadas por Stephen Amell y Andrew Lincoln han atraído a un público joven que tiende a alejarse de la televisión como tal, y ambos son productos como poco respetables, el riesgo que corren las cadenas al centrar sus apuestas más potentes en productos caros que el potencial consumidor ya conoce, no se diferencia demasiado de la fiebre que corre por los estudios de Hollywood y que planta en las carteleras de cine, un mes sí y otro también, la película de superhéroes de rigor cuyo éxito prácticamente depende de la campaña de merchandising y publicidad que la preceda. Y eso me parece preocupante.

Sin tener nada contra el género, que incluso considero necesario en ciertos momentos de seriefilia, creo que las cadenas cometen un error si piensan que su incierto futuro pueden aclararlo unas cuantas superproducciones que otorguen al espectador una historia de fácil digestión, y visualmente atractiva, con las dosis necesarias de acción, peleas y romance. Porque aunque no todos los cómics, ni todos los superhéroes, son iguales, sería más interesante asumir el riesgo de plantear una historia desconocida, y realmente novedosa, que no tenga que estar pendiente de la fidelidad de la adaptación televisiva para con el producto original, ni de la satisfacción de los seguidores del mismo, que en escasas ocasiones consiguen alcanzar sus expectativas. Lo verdaderamente heróico es hacer una apuesta arriesgada con todas las consecuencias, esperando que la audiencia respalde tu creación, la crítica la avale y te conviertas en la estrella inesperada de la temporada. Pero claro, eso es más atrevido que una adaptación, y no está la industria, ni la tecnología, como para hacerse el héroe.

The-Walking-Dead-Season-4-New-Cast-and-Promotional-Photos-1_FULL22

Bandas Sonoras: The Walking Dead


Ahora que tendremos que esperar hasta febrero para saber cuán desperdigado ha quedado nuestro grupo de supervivientes favorito, qué mejor momento para dejarnos acompañar por la banda sonora de la serie de AMC The Walking Dead. Sin ninguna duda una de las figuras más importantes en la música que suena en ésta producción es Bear McCreary, compositor de muchos de los temas más carácterísticos de la producción, tanto como el tema de apertura como otros de los que se repiten a lo largo de las cuatro temporadas. El autor posee una página web propia en la que desgrana sus trabajos y los comparte con sus seguidores, que también pueden reconocer su trabajo en Agents of S.H.I.E.LD, Battlestar Gallactica y otras producciones televisivas. Quiero recalcar que la presencia de sus temas es muy importante, lo que sumado al hecho de que no están publicados como tales hace en ocasiones imposible identificarlos para poder ponerlos en ésta lista o encontrarlos en algún lugar. Dicho ésto, la lista de Spotify que recoge los temas de los capítulos emitidos hasta ahora es ésta, y por supuesto, cuando la serie regrese el nueve de febrero continuará creciendo. Que la disfrutéis!!

daryl-job

Temporada 1

Episodio 1: Days Gone Bye. Como ya he comentado  el tema inicial corresponde al compositor natural de Florida, Bear McCreary, y la verdad es que junto a las inquietantes imágenes que acompaña hace de la intro de la serie una de las mejores de los últimos años. En el mismo episodio también podemos escuchar, cuando Rickbusca refugio en el tanque de combate, el tema de Wang Chunk, Space Junk, que si bien no he podido encontrar en Spotify, os dejo el vídeo de Youtube.

Episodio 2: Guts. El poderoso I’m a Man del grupo francés de electro Black Strobe acompaña algunas de las secuencias de este episodio.

Episodio 3: Tell It to the Frogs. Con el inquietante encuentro de “la mano” escuchamos In the House – In a Heartbeat de John Murphy, mientras que la canción que cierra el episodio es Don Abandons Alice de la banda siuza Disgroove.

Episodio 5: Wildfire. Vuelve a sonar un tema de John Murphy, en esta ocasión Sunshine para acompañar la huída del grupo del campamento. El piano que suena de fondo en el CDC mientras el Dr. Jenner trabaja en el laboratorio se trata de la Pathetique Piano Sonata Nº 8 in C Minor OP 13 por Warren Mailley- Smith.

Episodio 6: TS-19. Cuando el grupo abandona el CDC suena el tema de Bob Dylan Tomorrow is a Long Time, mientras que durante la explosión la canción elegida es el Adagio for Strings Quartet, OP. 11 de Leonard Bernstein y la Filarmónica de Nueva York.

Temporada 2

Episodio 1 y 2: What Lies Ahead y Bloodletting. En ambos episodios podemos escuchar durante los créditos finales la canción de Johnny Cash I see a Darkness.

Episodio 10: 18 Miles Out. Mientras Shane y Rick regresan con Randall a la granja se escucha el tema Civilian de Wye Oak. Después de la charla de los dos ex-policías en medio de la nada suena Lazy Bones de Whooden Shjips, y posteriormente, cuando Rick y Randall salvan a Shane la canción elegida es Driver’s Seat de Sniff ‘n’ the Tears. Otro de los temas que suenan en el episodio es Faze Wave de Cave Singers.

Episodio 12: Better Angels. Rick y Shane conducen de regreso a la granja y escuchamos la canción de Jamie N Commons, que suena en más ocasiones a lo largo de toda la serie, y en algunas promos, Lead Me Home.

Bag6yU-IEAAcmAP

Temporada 3

Episodio 1: Seed. Maggie y Beth Greene cantan, y después escuchamos en su versión original, la canción de The Clancy Brothers & Tommy Makem The Parting Glass. En el mismo episodio también escuchamos Noisy Sunday de Patrick Watson.

Episodio 2: Sick (y trailer previo). Last Man Standing, de la banda de Cardiff, People in Planes, suena en este episodio, y también en las promos previas al mismo.

Episodio 5: Say the word. La famosa banda de los setenta Lynyrd Skynird llega a esta banda sonora con su tema Saturday Night Special, mientras los caminantes luchan como entretenimiento de los humanos. Por otro lado, mientras el gobernador hace de las suyas se escucha el Étude in E Major – Op. 10, Nº 3 del compositor polaco Frederic Chopin.

Episodio 7: When the Dead Come Knocking. Cuando Andrea decide echarle una mano al gobernador, cuidadno al señor Coleman podemos escuchar de fondo el tema de la cantante de jazz Jo Stafford, It Could Happen to You. Cuando el hombre fallece y se convierte en un zombie la canción, de la misma artista, es Long ago and far away

Episodio 10: Home. Cuando Rick ve a su amada esposa Lori, el tema que suena es Her Way del compositor de música ambiental Michael Stearns.

Episodio 11: I Ain’t a Judas. Regresa Chopin a esta banda sonora, en esta ocasión cuando Andrea le cuenta al gobernador lo que está haciendo el grupo de Rick, con el tema Prelude in D flat Major. Op 28,15 “Raindrop”. Para finalizar el episodio el tema elegido es Hold On, de Tom Waits. 

Episodio 12: Clear. Al final del episodio, cuando Rick, Michonne y Carl conducen de vuelta a la prisión escuchamos Lead Me Home de Jamie N Commons.

Episodio 13: Arrow on the Doorpost.  Además de volver a escuchar los ya comentados Hold On y Lead Me Home que hemos escuchado en los episodios previos, suena Warm Shadow  de Fink mientras el gobernador regresa a Woodbury y les cuenta a Martinez y Milton sus planes.

Episodio 14: Prey. El tema elegido para cerrar el capítulo es You Are the Wilderness de Voxhaul Broadcast.

Episodio 15: The Sorrowful Life. Cuando Merle se dirige al encuentro con el gobernador  y enciende la radio del coche a todo volumen, para atraer a los zombies, escuchamos Turn It Up de Ted Nugent.

Episodio 16: Welcome to the Tombs. Al final del episodio suena el tema instrumental de Nick Cave y Warren Ellis The Far Road.

Temporada 4

Episodio 1: 30 Days Without an Accident. El episodio, y la temporada, comienza con el tema de The Stanley Brothers Precious Memories. Tras la entrada en la tienda se escucha 1812 Overture de Peter Ilyich Tchaikovsky.

Episodio 2: Infected. Beth vuelve a cantar un tema de Tom Waits en la serie, en esta ocasión a la pequeña Judith, a modo de nana, el acertado I Don’t Wanna Grow Up. Al principio del episodio es Tyreese el que hace suyo el mítico I’ve Got You Under My Skin de Frank Sinatra.

Episodio 4: Indifference. Al final de este capítulo escuchamos el tema de Sharon Van Etten Serpents. Antes habremos escuchado Lead Me Home de nuevo, y The Last Pale Light in the West de Ben Nichols, la misma canción con la que comienza el capítulo seis, en el que volvemos a encontrarnos con el gobernador.

Episodio 5: Internment. Cuando Herschel mata por primera vez, y cuando la azarosa tarde entre las celdas termina suena, en las dos ocasiones Oats in the Water, de Ben Howard. Cuando Herschel el miente a su hija con respecto al estado de salud de Glenn, aparecen los primeros acordes de la canción de Sharon Van Etten Serpents.

Episodio 6. Live Bait. El gobernador despierta sólo en medio de la nada y mientras repasamos todas las acciones que le llevaron a esa situación volvemos a escuchar The Last Pale Light in the West de Ben Nichols.

Episodio 12. Still. Tras unos episodios escasamente musicales, tras la última entrega de las aventuras de Daryl y Beth podemos escuchar, mientras tratan de espiar sus demonios quemando la cabaña en la que ellos mismos se han emborrachado momentos antes, el tema Up the Wolves, de la banda de California The Mountain Goats.

Episodio 13. Alone. El episodio comienza con un flashback sobre cómo se produjo la unión de Bob al grupo, mientras escuchamos Blackbird’s Song, que no aparece en Spotify pero que alguien ha querido dejar en Youtube. en el caítulo también volvemos a escuchar el tema de Sharon Van Etten Serpents, mientras que la canción que toca Beth al piano de la funeraria es Be Good, del impronunciable grupo neoyorquino de folk Waxahatchee.

Episodio 14. The Grove. Antes de la entrada de la serie vemos brevemente una estampa que, para los tiempos que corren para algunos es casi idílica. Una tetera al fuego, un tocadiscos en marcha, una niña jugando…. Con un zombie. La música que escuchamos antes de que el sonido de la tetera se vuelva insoportable corresponde al tema Maybe del grupo vocal formado en Indianápolis en los años 30, The Ink Spots. La canción fue publicada en 1935, alcanzó el número 2 en las listas de éxitos y ha sido versionada en numerosas ocasiones, entre otros por Ella Fitzgerald y Dean Martin.

Episodio 15: Us. El tema que acompaña el final del episodio, cuando al fin Glenn, Maggie, Sasha y compañía llegan a Terminus es la canción de Bill Fay Be Not So Fearful, interpretada por el cantautor canadiense A.C Newman. Aquí podéis encontrar la canción original, publicada en 1970, aquí la versión que vemos en la serie, con subtítulos en español y en la lista, y ante la ausencia de ésta última, he optado por colocar la versión del grupo alemán Cosmo Alley.

the-dare-05-1024

La Navidad podría ser peor


El primer asalto de las fiestas navideñas ha terminado y quién más y quién menos ha conseguido sobrevivir a los encuentros forzados, las mesas repletas de comida y los brindis a destiempo. En éstos días tan familiares, en las que todos nos reencontramos con “gente” que hace meses que afortunadamente no vemos, es difícil no preguntarse si estas fechas en las que el calendario obliga no podría habernos tocado en suerte otro cuñado, otro tío, otra parentela. A falta de respuesta me he lanzado a la ficción, y he buscado entre los muchos personajes que las series nos regalan algún tipo de consuelo. Y lo hay. Porque siempre podemos encontrar seres de todo tipo y condición con los que compartir una noche adornada por espumillones y árboles de navideños, y animada por legendarios villancicos, sería más infernal de lo que cualquier humano pudiese soportar. Juzguen ustedes mismos.

kelsey-grammer-as-mayor-tom-kane_original

El padre sin escrúpulos: Tom Kane

El personaje interpretado por Kelsey Grammer en Boss no es plato de buen gusto aunque no sea parte de tu familia, ya que casi sin despeinarse consigue humillar y destrozar psicológicamente a cualquiera que se encuentre a su lado. Si a esto le añadimos la calidad de su labor política y la rapidez con la que demostró ser capaz de llevarse por delante su propia sangre para salvarse a sí mismo, ciertamente tenemos un ser al que sería éticamente difícil de soportar en la misma mesa, por mucho que los manjares sean inigualables.

Moira_Queen

La traidora madre veleta: Moira Queen

Estirada como ella sola, la madre del héroe televisivo del momento no es para mí la invitada más deseada del momento. Aunque todavía queda mucho por descubrir el personaje interpretado por Susanna Thompson en Arrow ya ha presentado sus credenciales a bruja del año, y aunque me falta experiencia en el género (no veo Revenge) sus artes para traicionar a todo aquel que se interponga en su camino son de sobra conocidas. Pero Queen no llega al nivel de Kane porque, aunque sean escasas, aún le queda ese instinto maternal que de vez en cuando saca a pasear y le lleva a compartir una hamburguesa con sus retoños.

carl2

Hermanos, Hijos y demás infantes: Carl Gallagher, Shane Botwin y Violet Harmon

Ethan Cutkosky, Alexander Gould y Taissa Farmiga encarnan (o han encarnado) en la pequeña pantalla a jóvenes que sin ser odiosos, resultan molestos, y poco indicados para una Noche de Paz, que diría el villancico. Shameless, Weeds y American Horror Story han tenido el honor de contar, respectivamente, con el hermano violento e irracional de muchas familias, el respondón sabihondo, que aprovecha la mínima oportunidad para expresar sus reproches, y la adolescente atormentada e incomprendida a la que uno no sabe si abofetear o poner una camisa de fuerzas. Estos tres particulares seres han sido elegidos al azar, pero bien podríamos quedarnos con el (innecesario) hijo del Sargento Brody, las niñas bien del Conde de Grantham o cualquiera de los vástagos de los protagonistas de Mad Men para apreciar a la joven de pavo incontrolado del otro lado de la mesa.

Joe-McCoy-friday-night-lights-5723592-500-335

Tíos y tías, las increíbles ramas del árbol genealógico: Jerry Gergich y Joe McCoy

Las posibilidades en esta forma de parentesco son tan variadas como la naturaleza haya querido permitir, y nosotros poco podemos decir sobre aquello que ya estaba unido cuando llegamos a la tierra o sobre el hombre que hizo que tu tía “la solterona” dejase de serlo. Porque Jerry Gergich, por ejemplo, podría ser uno de ellos. Este hombre en el que se confunde la simpleza y la bondad lo encontramos en Parks & Recreation en la piel de Jim O´Heir, casado con una mujer de las que nadie “logra explicarse” cómo ha podido ser. El perfil de tío odioso por contagio es para el padre al que D.W Moffet interpretaba en Friday Night Lights, que se encargaba de hacer la vida imposible a J.D, una figura asfixiante que sólo se dirige a sus hijos para exigir y a los demás para presumir de sus exigencias.

sopranos_1862190i

Carmela Soprano y Marie Schrader

La tía que cocina bien, como no podría ser de otra forma, la ponen Los Soprano. Ahí estaba Eddie Falco dando vida a una mujer sufrida, y menuda, que cocina como los ángeles y te recibe con complicidad, pero es muy probable que tras una charla con tu madre te despida con exigencias y “sabios” consejos. Y como siempre hay alguien a quién criticar cuando sale de la cocina, he elegido a la cleptómana tía Marie de Breaking Bad, Betsy Brandt, como la diana de hermanas y cuñadas que tratan de erigirse en seres ejemplarizantes entre canapé y canapé.

POWERS BOOTHE

El núcleo de la familia política, los suegros: Lamar Wyatt y Cersei Lannister

Powers Boothe encarnando al padre de Connie Britton en Nashville y Lena Headey como cerebro instigador de las maldades de la casa del león rampante son, para mí, la viva encarnación de la familia política a evitar. Maestros de la manipulación tanto dentro como fuera de su propio hogar, ambos demuestran estar necesitados de escrúpulos, corazón y alma, y sobrados de ambición e ínfulas de poder. Con estos moldes resulta difícil no sonreír ante las collejas, verbales o físicas, de la pareja que trajo al mundo a la persona con la que compartiremos el resto de nuestras vidas.

a_560x375

Los cuñados y sus peculiaridades: Ari Gold, Lisa Kimmel Fisher y Ellis Boyd

Últimamente me parece que esta parte de la familia sustituye a las suegras en el escalafón de famliares odiables en estas fechas. Las parejas de tus hermanos, los hermanos de tu pareja y sus contrarios son especies muy particulares con las que siempre acabamos pregúntandonos por qué son los elegidos. Por ello me he dejado llevar por los extremos y he escogido tres papeles muy diferentes pero igualemente irritantes. Por un lado está el cafre Ari Gold que Jeremy Piven bordó en Entourage, por otro la intensa y cansina esposa de Nate Fisher en Six Feet Under, interpretada porLili Taylor, y para terminar el insoportable lameculos chivato Ellis Boyd al que dio vida, o algo así, Jaime Cepero en Smash. A ver si nos quejamos ahora.

The.Good_.Wife_.S03E20.HDTV_.x264-LOL.VTV_.mp4.Still002

Los abuelos: Jackie Florrick y Hershel Greene

A pesar de que Mary Beth Peil,  ejerce con fuerza en The Good Wife de molesta suegra, me quedo con la figura de abuela que Zach y Grace sufren y  Dawsons Creek le otorgó. Esa figura cotilla, que siempre está dispuesta a criticar tus amistades o tus opiniones, que se atreve a comentárselo a tus padres mientras se comporta como una chiquilla sin ni siquiera saberlo. Para el papel de “abuelo batallas” he elegido el personaje de Scott Wilson en The Walking Dead, (en su estado actual), que sin ser odioso resulta cansino, y más aún si tenemos en cuenta a todos los anteriores.

Si tenéis algún personaje más que creáis que deban estar entre aquellos que a la fuerza harían de nuestra Navidad algo peor, os invito a  dejarlos en los comentarios y compartir con los demás esos seres que nos deberían aliviar el próximo lunes, en el segundo asalto navideño.

books_Olympus_ompc_79830_o

Series sobre el papel


Llega la época más espléndida y generosa del año, el momento de romperse la cabeza pensando qué regalar a tu novio, tu madre o tu hermano, el amigo invisible del trabajo, el intercambio de presentes entre los amigos y en definitiva un cúmulo de sorpresas que aunque pocas veces resultan correspondidas, siempre nos incitan a lanzarnos a la calle, o la pantalla, y dejar temblando la tarjeta de crédito. Para los seriéfilos, afortunadamente, las posibilidades son cada vez más, gracias a las facilidades de la red y el crecimiento del interés por las series, que se ha traducido en un aumento del merchandising, y demás productos, que podemos encontrar en el mercado. Camisetas, sudaderas, ilustraciones, chapas, tazas, cuadernos y demás parafernalia se adaptan a nuestras preferencias seriéfilas, y con un poco de suerte estrenamos el año con presumiendo de nuestras producciones favoritas. Desde hace unos años las editoriales también se preocupan por cubrir un interesante nicho de mercado, en el que los amantes de la pequeña pantalla puedan descubrir el libro en el que se basa su producción fetiche, las curiosidades que rodearon a nuestra serie de cabecera o las reflexiones de grandes periodistas y escritores sobre las creaciones televisivas de moda en los últimos años.

IMG_1778

La editorial creada en 2008 por Irene Antón y Rubén Hernández, Errata Naturae, es la responsable, quizá inesperada, de una buena cantidad de títulos que en los últimos tiempos nos han ofrecido excelentes momentos de lectura, en los que hemos ido descubriendo los secretos de las grandes series de la actualidad de la mano de grandes firmas. A sus títulos centrados en la filosofía, el ensayo y la literatura se sumaron, al poco de entrar en el mundo editorial, Los Soprano Forever: Antimanual de una serie de culto y The Wire: 10 dosis de la mejor serie de televisión. Textos de Rodrigo Fresán, Nick Hornby, Iván de los Ríos, George Pelecanos o una entrevista con David Simon son algunas de las creaciones que podemos encontrar en estos libros tan interesantes e imprescindibles para estas dos series de culto. Posteriormente llegó el ensayo de Jorge Carrión, que también participa en el libro sobre la serie de Simon, titulado Teleshakespeare y sobre el que ya habéis podido leer aquí y en mayo de este mismo año los fans de Game of Thrones disfrutaron en Juego de Tronos: Un libro afilado como el acero Valyrio, en el que pudieron encontrar textos sobre televisión, literatura, política, historia, sexo y, como no, dragones. El último título en ver la luz ha sido el dedicado a la serie que ha devuelto a los zombies a la primera línea televisiva The Walking Dead: Apocalípsis Zombie Ya, que hará las delicias de los amantes de los muertos vivientes y aquellos que quieran estar preparados para una posible invasión de los seres de ultratumba.

La editorial del grupo Santillana Suma de Letras ha adaptado su línea de publicaciones a las últimas novedades de las producciones de ficción para la televisión y se ha ocupado de traer a España dos interesantes publicaciones para dos series de televisión muy distintas. Por un lado Boardwalk Empire: La verdadera historia que inspiró la serie de televisión escrito por Nelson Johnson, en el que podemos recorrer la historia de Atlantic City a través de las políticas corruptas y las luchas de poder que se vivían en la ciudad. Por otro, los fans de la serie británica de ITV Downton Abbey pueden saber más acerca de la historia de Highclere y las personalidades que vivieron en ella a lo largo de los siglos, y una mujer en especial que da nombre al libro Lady Almina y la verdadera Downton Abbey. Si lo que queremos es disfrutar de la capacidad narrativa de su creador Julian Fellowes, entonces el título más indicado es Pasado Imperfecto, que nos traslada a la aristocracia británica de los años sesenta a través de la apasionante búsqueda de un heredero.

Las posibilidades son múltiples y también podemos encontrar en el mercado una buena cantidad de libros dedicados a Mad Men, especialmente a su estética, Perdidos, y las claves esenciales de la producción de J.J Abrams, o aquellas historias que inspiraron o en las que se basaron algunas series: Mildred Pierce, True Blood y la saga de Charlaine Harris o las míticas obras de Sir Arthur Conan Doyle, Jane Austen y Charles Dickens, sin olvidarnos de los libros de Richard Castle. Si lo que queremos es rizar el rizo seriéfilo y quedar como unos señores Reyes, o simplemente llevar fuera de lo común nuestros conocimientos, quiero terminar con dos recomendaciones en inglés, que gracias a inventos como Amazon podremos tener en unos días en nuestras manos. En primer lugar, The Revolution was televised del crítico televisivo estadounidense Alan Sepinwall, una obra de casi cuatrocientas páginas en la que el periodista de New Jersey desvela sus comienzos como crítico al tiempo que analiza doce de las grandes series de los últimos años y entrevista a algunos de sus responsable. Y para finalizar, Sopranos Family Cookbook imprescindible para aquellos que cuando terminaba un capítulo de la serie de David Chase os preguntásteis un millón de veces cómo se hacían esos deliciosos platos que Tony degustaba episodio tras episodio.