Band of Brothers

Tom-Hardy-band-of-brothers-screencap-00046

Historia de unos hombres valientes


Los parones en las emisiones de series en la televisión norteamericana son, en el fondo, una oportunidad sin igual de dedicar nuestro tiempo a series que, a buen seguro, todos tenemos pendientes. Entre las mías se encontraba, hasta hace unos días una miniserie de hace ¡¡12 años!! con muchas caras conocidas, notables interpretaciones y una producción envidiable que la convierten en una de las grandes del género. Band of Brothers es la nueva serie que ha pasado a mi lista de cosas que debería haber hecho hace tiempo, gracias a las virtudes descritas previamente y lo grato que resulta encontrarse con una historia interesante, llena de grandes momentos y un conjunto de personajes inolvidables.

PD45026601_BKA6EE_1928488b

Ese grupo está formado por los hombres de la Compañía Easy y uno de sus primeros jefes de sección, el teniente Winters, que en 1944 fueron enviados por el Ejército de los Estados Unidos a Europa para hacer frente a la amenaza nazi que se cernía sobre el continente y que encabezada Adolf Hitler. Jóvenes dispuestos a saltar sobre el enemigo por cuestiones económicas o sociales, voluntarios que parecen dispuestos a todo por una victoria que termine con los desafíos lanzados por regímenes totalitarios, Band of Brothers comienza horas antes de una de las jornadas clave de la II Guerra Mundial, el 6 de junio, el Día D. Muy pronto descubrimos que no todos son buenos en el lado bueno, que los galones no hacen la valentía, ni frenan la cordura, y que ante nosotros se encuentran unos hombres dispuestos a acabar con sus propias carreras si creen que no se aplican medidas justas con los suyos. Las personas ideales con las que irse a un lugar tan desagradable como es la guerra.

El prometedor comienzo no se detiene con el paso de los capítulos, y aunque éste conflicto lo hemos podido ver en multitud de ocasiones en la gran pantalla, la producción de Steven Spielberg y Tom Hanks no pierde interés en ningún momento. Tras la llegada de la Compañía Easy a tierras galas, la acción se traslada a Holanda, donde la población llevaba cuatro años sufriendo el régimen de Hitler, y regresa a Francia para defender con valentía Bastogne. A partir de ahí, el infierno en la nieve, una lucha sin tregua por causas en las que quizá el cansancio ya no les deja creer, y en la mente humana, en forma de inesperados campos de concentración que resultan increíbles a los ojos de unos hombres que ya creían haberlo visto todo. Un año después de su llegada a Europa se atisba el final de la contienda, se intenta sacar provecho de la aventura y se observa el futuro con miedo y con esperanza, lamentando algunos el tiempo perdido.

currahee_1237

En ese intenso viaje en el que la violencia no da respiro, las estaciones se suceden y el ruido de la muerte lo rompen las armas que lo provocan, los hombres se mantienen unidos sin rendirse y sin, porqué no decirlo, perder la cabeza. Con el Teniente Winters como guía, los soldados llevan a cabo su labor como se espera de ellos, sin cuestionar órdenes ni hacer preguntas. Al relato conjunto se une la historia personal de algunos de los miembros de la Compañía Easy, acercándonos así a las vivencias íntimas de unos hombres que en muy poco tiempo tuvieron que asumir que su misión era combatir al precio que fuese. La agotadora labor de aquellos que trabajan por la salud de los demás, el limbo en el que se sumen los que no aceptan la realidad que les rodea o el compromiso que asumen con sus compañeros, que va más allá de sus obligaciones, nos acercan a una historia en la que los hombres que la protagonizaron siempre tuvieron un momento para detenerse a ayudar un compañero.

Basada en el libro homónimo de Stephen Ambrose, la producción de la HBO es una delicia para los paladares televisivos más exigentes, algo lógico por otra parte a la vista de los ingredientes que la componen. Band of Brothers es una oportunidad como pocas de acercarse a la II Guerra Mundial desde una perspectiva más cercana y extensa que muchos de los largometrajes previos del género, descubriendo algunas de las operaciones más importantes de la contienda y otros hechos menores, aunque igual de importantes, para aquellos que los vivieron.  Y es también un merecido homenaje a aquellos hombres que se dejaron la piel en el campo de batalla, que daban vida y forma a las operaciones de altos mandos a los que les quedaba lejos el tiempo en el que empuñaron un arma, los hombres que hicieron posible que el mal no venciese, sin tener en cuenta lo que suponía para ellos ni pararse a pensar en cuál era el rédito de todo aquello.

Wallpaper-band-of-brothers-32444137-1280-720

El placer que supone encontrar un trabajo tan magnífico como éste es aún mayor si tenemos en cuenta la correcta discreción que caracteriza las series de estreno de los últimos tiempos. Si además nos paramos a pensar en la cantidad de caras conocidas, y de personajes “eternos”, que encontramos en ésta producción, la sensación no puede ser mejor. Para bien y para mal, respectivamente, a partir de ahora nunca podré ver de la misma forma a Damian Lewis y David Schwimmer. Michael Cudlitz, Neal McDonough, Scott Grimes o Ross McCall son otras de las caras conocidas que los habituales de la pequeña podemos reconocer en el reparto, donde también se encuentra uno de los intérpretes de moda, Michael Fassbender, que prácticamente debutó en la pantalla con este trabajo. Pero son sólo algunos de los nombres que encontramos en un elenco tan extenso como acertado, que contribuyó sin duda a engrandecer la calidad de la obra. Band of Brothers es, en definitiva y por si aún no había quedado claro, una serie imprescindible para los amantes de la televisión, el cine bélico y las grandes historias bien contadas.

Bandas sonoras: HBO


Tras la interrupción del pasado lunes a causa de los innombrables (de momento) premios de la prensa extranjera de Hollywood, retomo mi intención de inaugurar la semana con la música de las series que más nos gustan. A la vista de las visitas de la entrada anterior, todos sentimos curiosidad por saber de quién es la sintonía de entrada de ésta o aquella serie, la canción de cierto capítulo o ese tema que tanto has oído pero no sabes dónde. Y la verdad es que es un placer saber que hay tanta gente para la que las series van más allá de las imágenes, las tramas y los personajes.

Así que a no ser que estén dedicadas a una serie en particular, que las habrá, organizaré la sección por las cadenas de televisión. Y para empezar, la más grande, con permiso de la AMC, la HBO. Mi nombre de usuario es AloFer, (buscar así: “spotify:user: Alo Fdez Larrechi”) y la segunda lista de reproducción es ésta. Let´s Play.

HBO: The Wire, Six Feet Under, Entourage, The Sopranos, Sex and the City, Band of Brothers, The Pacific, Carnivàle.

1.- Way Down in the Hole. The Blind Boys of Alabama. THE WIRE. La canción que originariamente escribió Tom Waits en 1987  está presente en cinco versiones diferentes en la intro de The Wire. La de la primera temporada es la versionada por el grupo de Gospel de Alabama The Blind Boys, y posteriormente le sucedieron la de The Neville Brothers, el propio Tom Waits, Domaje y el también actor Steve Earle.

2.- Ayo. Bossman. THE WIRE. En las profundidades de Hamsterdam el rap era la música de fondo habitual, y que mejor que un rapero local para ambientar las calles de Baltimore. Este tema es una representación simbólica de “And All the Pieces Matter – Five Years of Music from The Wire” que se editó en enero de 2008 con buena parte de las canciones de la serie de Simon.

3.- Breathe Me. Sia. SIX FEET UNDER: La canción más importante de la vida de los Fisher, puesto que acompaña la secuencia más importante de la serie, la final. El tema de la australiana Sia Furler, una solista desconocida por estos lares  que se mueve entre el pop y el jazz.

4.-A Rush of Blood to the Head. Coldplay. SIX FEET UNDER. El tema de la banda de Londres hace una clara referencia al título de la serie y tarde o temprano entraría a formar parte de una banda sonora que en su segundo volumen dejó de lado la música clásica para centrarse en el pop y el rock de más actualidad.

5.- Theme Song. ENTOURAGE. El tema de entrada de la serie de Doug Ellin es una versión reducida del tema Superhero del grupo de rock alternativo de Los Ángeles  Jane´s Addiction.

6.- Gone Daddy Gone. Gnars Barkley. ENTOURAGE. El “particular” grupo estadounidense repite en esta sección, esta vez con un tema presente en primer disco de estudio y que también ha formado parte de campañas publicitarias en nuestro país.

7.- Woke Up This Morning. Alabama 3. THE SOPRANOS. El grupo británico Alabama 3 alcanzó la fama mundial con el tema de apertura de la serie de Tony Soprano. Como curiosidad, el cabecilla de la banda Rob Spragg cuenta que escribió la canción basándose en hechos reales ocurridos en 1996.

8.- I´ve Tried Everything. Eurythimcs. THE SOPRANOS. En representación de la excelente calidad de la banda sonora de esta serie, selecciono el tema de Lennox y Stewart, recogido en el primer disco recopilatorio de 1999 y que alcanzó el puesto 54 del Billboard americano.

9.-Sex and the City. London Music Works. SEX AND THE CITY. Originariamente escrito por el grupo inglés de música electrónica Groove Armada, la versión que aquí os dejo recoge exactamente la intro de la serie, ya que el original es un tema de seis minutos de duración.

10.- Main Title from HBO…. London Metropolitan Orchestra. BAND OF BROTHERS. Y siguiendo con los temas de corte instrumental, la intro de la miniserie de Hanks y Spielbreg fue creada por el compositor americano Michael Kamen.

11.- Main Theme. Hans Zimmer. THE PACIFIC. El archiconocido y multipremiado Hans Zimmer se ocupó, quién sabe si por el fallecimiento del anterior, de la música de la intro de la segunda serie producida por los ya mencionados Spielberg y Hanks sobre la II Guerra Mundial.

12.- Main Theme. Wendy Melvoin, Lisa Coleman. CARNIVÀLE. Muchos sitúan el punto de partida de las grandes series de la HBO en esta producción sobre la Gran Depresión americana, que para su banda sonora cuenta con las compositoras estadounidenses Wendy Melvoin y Lisa Coleman, que por cierto llegaron a formar su propio grupo.

13.- End Title. Jeff Beal. CARNIVÁLE. La banda sonora de la serie de Daniel Knauf esta compuesta por 24 temas más, todos ellos instrumentales. Del tema final se ocupa el compositor californiano nacido en 1963, con gran experiencia en poner música tanto a películas como series.

Pequeños placeres de la pequeña pantalla


Para todos aquellos a los que el tiempo, el dinero o la capacidad de su ordenador les impiden ser seguidores de intensas creaciones que se extienden a lo largo del tiempo, llegando a alcanzar incluso los diez años en antena, la pequeña pantalla también tiene productos que ofrecerles, las miniseries. De importancia y reconocimiento desigual, estas pequeñas muestras de creatividad televisiva se centran, en su mayoría como comprobaréis en unas líneas, en acontecimientos históricos, personajes de relevancia o versiones de libros e incluso de películas. Y es que de vez en cuando los hermanos pequeños también copian a los mayores.

Los comienzos del género se sitúan, según los expertos, en 1966, cuando la estadounidense ABC emitió una adaptación de The Rise and Fall of the Third Reich, una adaptación del libro de Willian Shirer del mismo nombre. Sin embargo la fama no llegó a las miniseries hasta la década de los setenta, cuando vieron la luz las archiconocidas Rich Man, Poor Man (Hombre rico, hombre pobre) y Roots (Raíces). La primera contaba la historia de la familia Jordache y sus desiguales destinos, mientras que la segunda se centraba en la vida de Kunta Kinte, un joven gambiano que se ve sometido a la esclavitud en las colonias inglesas del s. XVIII, hoy Estados Unidos. Ambas hicieron historia en su época y se situaron entre los programas más vistos de la televisión de todo el mundo, además de resultar premiadas con Emmy´s y ser alabadas, y avaladas, por la crítica televisiva.

En la misma década también triunfaron la mítica “I Claudius” y “Jesus of Nazareth”, pero probablemente, la extensión de las series de larga duración hizo que las pequeñas pasasen a un segundo plano tanto en la creación como en la financiación de las productoras en las décadas posteriores. Sin embargo, tal y como demuestra ésta lista creada por IMDB, fueron muchos los países europeos que apostaron por este género, creando productos de calidad como la polémica serie italiana sobre la mafia La Piovra, la alemana Das Boot o la británica Traffik.

Hoy en día, gracias en buena parte al apoyo de la cadena HBO y la producción de grandes figuras cinematográficas como como Steven Spielberg y Tom Hanks, el género ha retomado sus buenos tiempos y son muchas las miniseries que podemos disfrutar en la actualidad. Desde Band of Brothers o The Pacific, ambas producidas por los anteriormente mencionados, hasta la histórica John Adams, pasando por las producciones de David Simon, The Corner o Generation Kill, el pequeño formato ha recuperado su calidad y ha cumplido, en la mayoría de las ocasiones, con las expectativas creadas.

History Channel y HBO, de nuevo, tienen dos de estos pequeños grandes placeres preparados para ser estrenados el próximo año. Por un lado, la primera recreará, de forma no del todo verídica según parece, la vida de la familia de políticos más conocidos de Estados Unidos, los Kennedy. En el reparto, Katie Holmes dando vida a la mítica Jacqueline Kennedy y Greg Kinnear interpretando a JFK. Por su parte la cadena privada propiedad de Time Warner versionará la película de Michael Curtiz de 1945, Mildred Pierce. Kate Winslet será la actriz principal, papel que le valió a Joan Crawford un Óscar de la Academia, interpretando una mujer de clase media que en los años treinta tuvo que criar a sus hijos sola tras divorciarse.

Aquí quedan estas grandes, y pequeñas, recomendaciones. Ya no valen excusas para sentarse a disfrutar de los productos, ya sean antiguos o modernos, de la pequeña pantalla.